El Chagas entra en el calendario de la OMS

La emergencia sanitaria provocada por el coronavirus COVID-19 ha ensombrecido el primer Día Mundial de Chagas, cuyo objetivo es visibilizar esta enfermedad desatendida desde hace más de un siglo. En 2020, 111 años después del primer diagnóstico humano de la enfermedad, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha decretado el 14 de abril. Lo ha hecho a petición de la Federación Internacional de Personas Afectadas por la enfermedad de Chagas (FINDECHAGAS), que busca llamar la atención sobre los desafíos que enfrentan las personas afectadas.

Más de 7 millones, según nos informa nuestro socio Fundación Mundo Sano, que es muy activa en la lucha contra esta enfermedad y, además, forma parte de la Coalición Global de Chagas. La mayoría de estas personas cuenta con pocos recursos y se encuentra en condiciones sanitarias vulnerables. De hecho, un reto extraordinario al que se enfrentan actualmente es su mayor vulnerabilidad frente al coronavirus.

75 millones de personas en riesgo

La enfermedad de Chagas la causa el parásito Tripanosoma cruzi, más conocido como vinchucas, chinches o pitos, entre otros nombres. Y está presente en diferentes regiones, desde el sur de Estados Unidos a todo el continente americano. De hecho, es una enfermedad endémica en 21 países, con Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia y México a la cabeza.

Además, se puede contagiar por vía materno-infantil (durante el embarazo), por vía oral o a raíz de transfusiones sanguíneas o trasplante de órganos. Se trata de un desafío global, si tenemos en cuenta los movimientos migratorios de las últimas décadas. Cada año, alrededor de 9.000 bebés nacen con el parásito y se estima que hay más de 75 millones de personas en riesgo de contraerlo.

Una de cada tres personas infectadas desarrolla complicaciones graves. Principalmente de corazón, pero también, en menor medida, alteraciones digestivas o neurológicas. Provoca 12.000 muertes al año. La buena noticia es que los medicamentos disponibles logran muy buenos resultados. Por eso es tan importante diagnosticarlo y tratarlo tempranamente.

dia internacional chagas oms

Urgencia de la emergencia

La actual situación del covid-19 está poniendo a prueba el compromiso y la solidaridad de los sistemas de salud y la visión de una cobertura sanitaria universal que no deje a nadie atrás. Se deben redoblar esfuerzos en el control de las vías de transmisión; potenciar y mejorar las herramientas de diagnóstico y tratamiento, así como desarrollar nuevas. También ampliar la cobertura de atención integral a todas las personas con la enfermedad o en riesgo de contraer la infección. Y al mismo tiempo, fomentar la comunicación y la sensibilización sobre la enfermedad.

Desde la Coalición Global de Chagas se reclama que las decisiones políticas y de financiación acompañen con más voluntad el trabajo de la comunidad de personas afectadas, científicos, organizaciones y personal sanitario que enfrentan las complejas problemáticas de la enfermedad de Chagas. “Es de suma importancia que las personas que tienen Chagas, y aún más durante la pandemia de covid-19, reciban también la información necesaria para una prevención adecuada y la atención en el caso necesario”, recuerda FINDECHAGAS.

Por eso FINDECHAGAS solicita a las autoridades de salud, en los países donde se han diagnosticado casos de la enfermedad, “que los programas de prevención se mantengan para proteger a la mayor población posible”. Así mismo, subraya la necesidad de “dar prioridad a la atención y tratamiento de las personas con diagnóstico positivo, ya que, en muchos casos, eso puede ser la diferencia entre la salud y la enfermedad o la vida y la muerte”.

 

Deja un comentario

Usamos las cookies para mejorar en lo posible. Al navegar por la web aceptas su uso.

ACEPTAR

Aviso de cookies