Entrevista: Natalia Rico, participante en el proyecto de voluntariado corporativo de Grupo Antena 3

PREGUNTA- ¿Qué vas a hacer este verano?
RESPUESTA- [Entre risas] Soy una de las voluntarias del Grupo Antena 3 que va a participar en el proyecto que tiene Codespa en Perú, en la zona del Machupichu, para potenciar el turismo rural y conseguir que sea una nueva fuente de ingresos.
Llevaba varios años contemplando la posibilidad aprovechar las vacaciones para hacer algún proyecto de voluntariado o campo de trabajo, pero hasta ahora no pude por motivos de trabajo.

Siempre que lo he intentado no he podido. El año pasado me enteré tarde de que la Fundación Antena 3 organizaba este tipo de proyectos de cara al verano para los empleados y este año me prometí que lo intentaba. Y así fue, en cuanto me enteré y vi en los manuales de comunicación que se volvía a abrir el plazo de solicitud para el proyecto… ¡ahí estuve yo!

La verdad es que estoy muy contenta de haber sido una de las elegidas, porque son poquitas plazas y todos los que nos presentamos estamos deseando ir. Al final, para ser voluntario lo principal es la motivación y en este caso también tener suerte, y yo la he tenido.

P- Entonces, va a convertirse en voluntaria corporativa… ¿conocía esta modalidad de voluntariado?
R- No tenía claro que tuviera una denominación específica. De hecho, siempre que me he informado por mi cuenta he buscado voluntariado en general.
En Antena 3, con la Fundación [Fundación Antena 3], entran este tipo de proyectos y que la empresa lo facilite y lo ponga medio en bandeja la verdad, es un gran paso. Para los que estamos trabajando, participar en un proyecto de voluntariado es mucho más complicado.

P- En el caso de Grupo Antena 3, ¿qué condiciones se le ofrecen a una voluntaria corporativa?
R- Vamos a estar allí tres semanas y una de ellas no nos cuenta como vacaciones. Nos la regalan, se cuenta como si fuera trabajo y de hecho… ¡sabemos que vamos allí a trabajar! Esto no son unas vacaciones, vamos a trabajar allí en nombre del Grupo Antena 3. Y eso es también otra ventaja frente a cualquier otro proyecto en el que pudiera trabajar: que la empresa esté implicada te facilita mucho el poder participar.

También nos dan facilidades en el sentido de que como es algo del Grupo, no hay problemas a la hora de decírselo a tu jefe. Es mucho más fácil participar en un proyecto de voluntariado si es voluntariado corporativo.

Además, me pagan los gastos de transporte. Nosotros sólo tenemos que pagar por nuestra cuenta el alojamiento y la manutención. Como vamos a estar de forma itinerante durante varios días entre las diferentes comunidades que participan el proyecto, los gastos son prácticamente cero. Y eso es otra gran facilidad, la económica, porque lo que vale el vuelo hacia allá. Por mucho que quisiera ir, por mucho que quisiera participar, yo no podría hacer este desembolso.
 
P- Ha comentado que el año pasado ya hubo un proyecto de este tipo, ¿le ha servido de motivación escuchar las experiencias de los voluntarios del año anterior?
R- Vimos el vídeo que grabaron el año pasado y la verdad es que sí. Ver lo que habían hecho allí, donde habían estado, lo agradecida que es la gente en estos proyectos, y aquellas caras de felicidad…

Hablando con los compañeros piensas: con la profesión que yo tengo – he estudiado publicidad y marketing-, crees que como voluntaria tienes poco que aportar, que si fueras médico o ingeniero sí podrías hacer algo.

Y descubrí que no. Que también puedes aportar mucho a la gente con tus conocimientos, tu trabajo, tu experiencia profesional, y trasmitirlo puede ayudar mucho.

P- Tres semanas en Perú… ¿qué acciones concretas va a desarrollar?
R- El proyecto consiste en el apoyo al desarrollo al turismo rural comunitario en la zona de Cuzco, en torno al Machu Picchu, el mayor punto de interés turístico de Perú y, sobre todo, una la Ruta de los Incas, una ruta de senderismo que hay para subir la Machu Picchu.
En esta zona se ha organizado un proyecto en colaboración con diferentes distritos de Cuzco, como son Lamay, Pisaq y Lucre, porque se quiere generar una red de turismo rural comunitario.

Nosotros vamos a ayudarles a sacar eso adelante. ¿Cómo? Pues ayudándoles a promocionarse; enseñándoles qué tienen que hacer para que los touroperadoras incluyan esta zona dentro de sus paquetes turísticos; ayudándoles  a potenciar el conocimiento del turismo rural comunitario, sobre todo a nivel internacional para que haya más información en Internet, aunque sea colgado vídeos en ‘Youtube’; y contando historias para que la gente se anime y se motiven para visitar aquello.
Más concretamente, lo que vamos a hacer es grabar con ellos vídeos para que tengan material audiovisual que sirva para la promoción turística. Por otro lado, daremos varias clases de formación durante casi una semana. En mi caso, como vengo del marketing y la publicidad, voy a dar talleres de comunicación y publicidad para enseñar, por ejemplo, cómo crear un slogan. Esa es mi misión formativa [risas].
 
P- ¿Qué cree que puede aportar como voluntaria?
R- Sobre todo mi experiencia profesional. Al final, una nunca se da cuenta de todo lo que sabe hasta que se pone delante de alguien a explicarle lo que tiene que hacer. Para ti es muy obvio, porque lo tienes integrado y piensas que todo el mundo lo sabe. El hecho de intentar enseñarles y mostrarles desde tu punto de vista cuál es la mejor forma de organizar aquello te hace ver que tienes mucho que aportar.

Darles esa visión de cómo las cosas están bien hechas y que no han surgido por azar, sino que están apoyadas en estrategias y en una serie de teorías que ya están contrastadas y que funcionan.  Al final tu experiencia es lo fundamental que puedes aportarles.

R- Y a usted, ¿qué cree que le puede aportar la experiencia?
R- Para mí va a ser algo muy grande. No sé cómo explicarlo [suspiros]. Es algo que siempre he querido hacer: ir al otro lado del mundo, conocer de primera mano cómo se vive allí. La experiencia va a ser muy enriquecedora porque vamos a trabajar con ellos. Tener esa otra visión del mundo te ayuda también a conocer otras realidades, otra cara de la vida. Estás metida en el día a día, en tu trabajo y en tu mundo, y crees que es lo único que existe. Ver que hay mucho más enriquece a nivel personal.

A veces nos creemos el ombligo del mundo y no lo somos. Crees que como piensa tu sociedad, su forma de entender el mundo, es la forma correcta y puede haber muchas otras formas de ver el mundo. Y creo que allí voy a encontrar muchísimas diferencias y muchísimos choques culturales que me van a aportar mucho.

Fdo. Silvia Loro
Responsables.biz

Compártelo:

No te lo pierdas

Artículos relacionados

Webinar experiencia social voluntare

¿Cómo gestionar el compromiso social de tus empleados?

En un webinar práctico, explicamos el funcionamiento de nuestra guía programática ‘Experiencia Social Voluntare’ y aportamos el conocimiento acumulado de Voluntare, Volies y EDP en el diseño de proyectos atractivos y con impacto.

4 punto voluntariado congreso voluntare voluntariado corporativo

Accede a los 49 proyectos del último Punto de Voluntariado

La 4ª edición del Punto de Voluntariado fue uno de los grandes eventos de nuestro Congreso Internacional de Voluntariado Corporativo, celebrado en junio. Nuestra fórmula funciona tan bien que ya estamos trabajando en otro, exclusivamente centrado en proyectos navideños.

Experiencia Social Voluntare

Multiplica tu impacto con la ‘Experiencia Social Voluntare’

Con la ‘Experiencia Social Voluntare’ ofrecemos a las organizaciones un marco para canalizar las cada vez más variadas inquietudes de sus empleados y otros grupos de interés y así lograr un mayor impacto social y medioambiental, conectando el cambio individual al cambio sistémico, para alcanzar los ODS.

Deja un comentario